Perfil

José Manuel Castillo, Director de Noticias A Tiempo.Net, Cont: josemlct11@hotmail.com, Cel 809 816-0105, Santiago, República Dominicana.

miércoles, 22 de febrero de 2017

Advertencias sobre el turismo romántico

Por F. Martin
Fuente, http://www.traveltradecaribbean.es/

Servicio de TTC.- Muchos afirman que el turismo romántico y el turismo sexual son esencialmente la misma cosa.

Sin embargo, aquellos que son personas realmente románticas, suele ver diferencias.

“Ellos prefieren llamarse” turistas románticos “que buscan” amor “y un poco de ternura en lugar de” turistas sexuales “cuyo objetivo es tener un buen sexo”, estimó un experto en una página web dedicada a los análisis turísticos del Caribe.

Una opinión más precisa subraya que la definición de turista sexual es una persona, hombre o mujer con cualquier preferencia sexual, que viaja con el propósito de tener relaciones sexuales legales con otro adulto que recibe dinero o regalos de vuelta.

Esa definición excluye claramente el romance.

La verdad parece ser que, según la sensibilidad de la persona en cuestión, el amor puede ser romántico o no, pero en todos los casos, siempre contiene sexo. Ya sea romántico o sexual, el amor requiere atención individual, claro, y de la industria turística en todos los casos.

Las estadísticas son crudas, no importa si el romanticismo permanece intacto o no. El riesgo para la salud del turismo sexual femenino es igual al del turismo sexual masculino. Según ONUSIDA y la Organización Mundial de la Salud, medio millón de personas padecen el VIH / SIDA en el Caribe, el 3,8% de la población adulta en Haití, el 3,3% en las Bahamas, el 2,6% en Trinidad y Tobago y el 1,5% Jamaica y Barbados, y 1,1% en la República Dominicana.

En el Caribe el turismo sexual tiene un sensible aumento ya por años.

Es cierto que en la mayoría de las islas de la región la prostitución es ilegal pero ampliamente tolerada. En las ciudades regionales no parece posible prohibir con medidas represivas de cualquier tipo que los turistas busquen romance cuando pasan sus vacaciones en cualquier parte del mundo. Pero para los visitantes, a veces, no es posible diferenciar, o no quieren hacerlo, entre la prostitución y el amor.

Sin embargo, la industria del turismo podría asumir al respecto alguna responsabilidad, tal vez con un buen programa de advertencias públicas a sus clientes de lo que pueden arriesgar en ese sentido según la plaza en la cual esté.

Viables o no en algunos países del Caribe se lanzan campañas válidas “en defensa del amor“. Bahamas, por ejemplo, es el World Travel Award para el destino mundial de las bodas. En 2016, el Ministerio de Turismo de Bahamas lanzó el programa “From Bahamas With Love”.

Por su parte, la Asociación de Turismo Hotelero del Caribe (CHTA) declaró “Un año de amor” en el Caribe. El Director General Adjunto de Turismo Ellison ‘Tommy’ Thompson dijo entonces que “Porque es el año del romance, lo que estamo haciendo es un tema cada mes en términos de los meses de romance. El mes de febrero serán compromisos. Cuando nos mudemos a marzo y abril, serán las fiestas de soltera. Mayo será el destino bodas y en junio es lunas de miel”.

En julio pasado en Bahamas, la campaña de turismo se enfocó en renovaciones de votos; agosto se dedicó a los niños. En septiembre se celebraron aniversarios de boda; en octubre las “escapadas románticas”; en noviembre fue el momento para los compromisos y diciembre fue el mes de la luna de miel.

En resumen, una dosis de romance siempre es bienvenida.

No hay comentarios: